Gastronomía

La cocina castellanomanchega -universalizada y legitimada por Cervantes en El Quijote- es abundante y sabrosa, variada como su geografía y, sobre todo, contundente, pues su origen es eminentemente pastoril, basada en productos de la tierra. Una cocina, aunque sobria, no exenta de originalidad que se traduce en multitud de peculiares y típicas recetas.

Nuestra gastronomía cuenta con cuatro bazas fundamentales:

El famosísimo queso manchego, que es el elemento unificador y definitivo de nuestra región, realizado con leche de oveja; el aprovechamiento de productos naturales: verduras, legumbres, frutas y hortalizas; la abundante y buena caza (mayor y menor) de sus numerosísimos cotos y, por último, unos maravillosos vinos: tintos, blancos, claretes, rosados, ligeros, fuertes, espesos... según el gusto de quien los beba y la comida que acompañen.

La provincia de Albacete recoge la mejor tradición de La Mancha y Casa Rural El Parador es un excelente lugar para desgustarlo.

Los conocidísimos gazpachos -cocinados con sus particulares tortas, carne de caza como perdiz, conejo de monte y liebre, jamón, setas, laurel, tomillo-. No menos conocidos son el atascaburras y el ajo de mataero, plato para comer despacio y reposar después; y muchas más delicias para el paladar. Por ello la casa ofrece un servicio de cocinero si el cliente lo requiere para realizarles estos platos típicos de la tierra.

Servicio de Cocinero (opcional)

El servicio de cocinero es de 20€/hora sin incluir los ingredientes. La preparación de un plato completo puede ser aproximadamente de 60€ para 10 personas.

El entorno también dispone de diferentes bares y restaurantes para salir con amigos y familiares  de la gastronomía en un ambiente tranquilo.

Especialidades de la Casa: